Trabaja como Agente Exclusivo de SegurCaixa Adeslas

Únete

10 consejos sobre cómo gestionar tiempos cuando eres tu propio jefe

En anteriores artículos te hemos contado las ventajas de ser tu propio jefe y de gestionar tu propio negocio o cartera de clientes. Pero esa gestión, para que sea eficiente, debe responder a una muy buena organización y manejo de los tiempos. Te contamos 10 consejos para que sepas economizar tiempos y rentabilizar la jornada laboral:

1 - Establece un horario de trabajo

Una de las cuestiones más importantes cuando se trabaja sin jefes, es tener un horario fijo inamovible. ¿Por qué? Porque de esta forma, sabrás exactamente cuándo empiezas a trabajar y cuándo acabas, además de tener establecidas horas para cada tarea diaria, si así lo deseas y lo encuentras útil. Es evidente que, sin horarios, tu jornada puede alargarse eternamente, por lo que te recomendamos que te organices muy bien para aumentar tu productividad.

2 - Benefíciate del uso de la tecnología

Sí, siendo tu propio jefe hay muchas aplicaciones tecnológicas que pueden ayudarte mucho a organizarte. Algunas de ellas, como Trello, posibilitan la creación de tableros donde ir apuntando las tareas, orden de urgencia, fecha límite de finalización, etc.

3 - Las tareas complicadas, primero

La productividad aumenta considerablemente cuando decidimos hacer lo que más nos cuesta o menos nos gusta como primera opción. Aquellas tareas que nos interesan o requieren menor esfuerzo podremos llevarlas a cabo, aunque estemos más cansados al final de la jornada.

4 - Agrupa tareas similares para economizar tiempos

Es muy sencillo de aplicar. Si debes contestar correos, por ejemplo, contesta todos de una vez y no pases a otra tarea distinta hasta que termines. De esta manera, irás más rápido realizando cada tipo de tarea particular y no te distraerás yendo de una a otra.

5 - Revisa qué tienes que hacer al principio del día

El inicio de la jornada laboral es el momento idóneo para revisar todo lo que debemos hacer a lo largo del día. Es interesante jerarquizarlas, por ejemplo, estableciendo prioridades según la importancia que tenga cada una de ellas. También recuerda que es importante el método que utilices y si, por ejemplo, te organizas en papel, utiliza colores para destacar cada categoría y que te sea fácil hacerte a la idea con un simple vistazo de qué tienes o no que hacer.

6 - Organiza tu mail

Si algo tienen en común las personas que trabajan como su propio jefe, es que deben estar continuamente pendientes del correo electrónico. Por eso es muy recomendable gestionarlo correctamente. Márcate cuándo vas a revisarlo, y cúmplelo.

7 - Prioriza trabajos rentables

Si tenemos claro cuáles son los clientes que más beneficio nos generan, es interesante trabajar comenzando por ellos, ya que está comprobado que el 80% de los beneficios de una empresa provienen del 20% de la actividad que realiza.

8 - Controla tus cuentas

Cuando eres autónomo, eres contable. Necesitarás controlar tus cuentas para saber qué dinero ingresas, qué dinero gastas y qué impuestos debes asumir.

9 - Cuidado con perder tiempo con cuestiones burocráticas

Para un autónomo, las cuestiones burocráticas se convierten, a menudo, en un quebradero de cabeza. Con organización esta cuestión puede solucionarse. Por ejemplo, preparando la declaración de la renta con suficiente antelación para que su presentación no te pille desprevenido. Y si no estás seguro de saber realizarla de manera correcta, recurre a un profesional.

10 - Reserva tiempo para los tuyos

Por último, pero no menos importante, es muy necesario que logres separar la vida profesional de la personal, y guardes tiempo de calidad para tus familiares y amigos. De nuevo, gracias a la organización, podrás conciliar vida familiar y laboral siendo un agente de seguros.

Volver a Actualidad

16/12/2019